Elimina el paño y las manchas de la piel

¿Qué es el vinagre de manzana?

El vinagre de manzana es la formación del ácido acético formulado de manera natural por medio de la fermentación del zumo de manzana.

¿Sabias que este compuesto es uno de los más utilizados en productos para la limpieza de la piel? Además de encontrarlo de manera natural, ¡lo puedes obtener a un bajo costo!

¿Cómo puedo preparar una mascarilla de vinagre de manzana para remover el paño y manchas de mi piel? 

¡Es muy fácil!

Para preparar una mascarilla y poder hacer efectivo este resultado en nuestra piel, tenemos que hacer uso de la combinación del vinagre de manzana con otro ingrediente que es de los más utilizados de manera cotidiana en nuestro hogar, el bicarbonato de sodio. El también llamado bicarbonato sódico, es un elemento que dentro de sus mayores propiedades se encuentra la alcalinización de los tejidos, que combinado con un ácido se libera su efectiva actividad.

¿Por qué esta mascarilla es altamente efectiva?

Cuando el bicarbonato de sodio se expone a un ácido moderadamente activo como lo es el ácido acético del vinagre de manzana, éste se descompone en dióxido de carbono y agua, incrementando el suministro de oxigeno a los tejidos que se le aplica, teniendo una alta actividad en la propiedad de la limpieza de tu piel. Por lo tanto, obtienes como resultado un efecto de oxigenación y al mismo tiempo una exfoliación en la piel.

Prepara la mascarilla

Materiales:

  • 1 recipiente con tapa, preferentemente nuevo, limpio y solamente que su uso sea para la mascarilla.

  • 1 cucharada cafetera de vinagre de manzana, preferentemente orgánico.

  • 1 cucharada sopera de bicarbonato de sodio de un empaque nuevo y sellado.

  • 100 ml de agua embotellada aproximadamente, también de un empaque nuevo.

Nota: es importante que sigas las indicaciones y requerimientos de los materiales ya que estos van a ser utilizados como elementos de limpieza. También, es importante que tu rostro y manos se encuentren recientemente limpias.

Preparación:

  1. Vierte primeramente el vinagre de manzana en el recipiente conjuntamente con el agua, esto hará que su disolución sea más efectiva.

  2. Posteriormente agrega la cucharada de bicarbonato de sodio en el recipiente y mezcla hasta que ya no haya grumos.

  3. Tapa el recipiente y deja reposar de 3 a 5 minutos.

  4. Posteriormente aplica en el rostro limpio.

  5. La mascarilla puede dejarse reposar en la piel por un periodo de 1, 3 o hasta 5 minutos dependiendo de la severidad en la que se encuentre afectada esta área (a las personas de piel sensible se les recomienda un reposo máximo de un minuto).

  6. Después, retira la mascarilla lavando el rostro con agua templada. Como la piel fue tratada con un efectivo exfoliante no se recomienda que se exponga directa o indirectamente al sol, por lo cual se recomienda que se aplique por las noches y al término de su aplicación evita salir a la intemperie.

No dejes la mascarilla en tu piel por más tiempo del recomendado.

Repite la mascarilla todos los días por las noches.

Conforme vayas viendo los efectos de tu mascarilla puedes ir disminuyendo su aplicación hasta que ya no la necesites.

Esperamos haya sido de gran utilidad este práctico consejo, ¡ya que no todo lo que es bueno y efectivo tiene que ser costoso!

Saludos de parte de Salud, vida y alimentación.

Consejos prácticos para ti.

Síguenos en nuestras redes sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *